30.7.13

El turista que profanó el templo de Puri.

(más abajo fotos chulas de Puri, por Mammarazzi)
No son muchos los templos prohibidos al infiel en India, pero algunos quedan. (Como no pudimos entrar en el templo, ayer os subí fotos de los alrededores del templo y hoy os dejo fotos de la parte tranquila del pueblo). Esto es, según Debabrata Mohapatra, lo que pasa cuando un guiri entra en un sitio prohibido:

El caos se apoderó del templo de Jagannath en Puri el lunes (20 de agosto de 2012) después de que un extranjero entrara en el santuario, que está prohibido a los no hindúes. La identidad y la nacionalidad del extranjero no se pudo determinar, ya que la policía lo echó sin comprobar sus credenciales, para gran disgusto de los sacerdotes. Aunque la entrada del extranjero no es un delito punible con arreglo al IPC (código penal indio), el incidente, sin embargo, expuso el punto débil en el sistema de seguridad.

El extranjero se metió en el templo a través de la vigiladísima Simhadwar (Puerta del León), la entrada principal del templo de Jagannath. Fue visto por algunos sacerdotes cerca de un santuario secundario en el interior del templo principal. Los sacerdotes le salieron al paso y le preguntaron sobre su nacionalidad y religión. Al no entender su lenguaje, lo entregaron a una oficina del templo (Garada) e informaron a la policía. No hizo falta realizar un ritual de limpieza ya que el extranjero no entró en el sanctum sanctorium.

Anup Kumar Sahoo, comisario de policía de Puri, dijo: "El extranjero escribió su nombre como Babu Ram Das en el registro de la oficina de Garada, y afirmó haber venido de Khajuraho. Los de Garada lo liberaron antes de que interviniera la policía. Estamos tratando de localizarlo para verificar sus antecedentes ".

Fuentes dijeron que el extranjero, que tal vez sea un devoto alemán de Iskcon (NDT: los Hare Krishna, un converso que no quiso acatar la ley primigenia del hinduismo, uno nace hindú, no se hace). "El ingreso del extranjero, una vez más puso de manifiesto la relajada actuación policial en la entrada del templo. El escaso cacheo y vigilancia de la policía está ayudando a los no hindúes a entrar en el templo", dijo Rabinarayan Das, sirviente del templo. "La incapacidad de la policía ya ha hecho mella en los rituales del templo muchas veces", dijo.

El santuario del siglo XII es uno de los templos clasificados como de alto riesgo en el país. El gobierno del estado de Orissa recientemente estuvo nervioso después de que un director general de policía del estado de Assam, Jayanta Narayan Choudhury, dijera que jihadistas de Lashkar-e-Toiba estaban planeando ataques durante el Rath Yatra en junio (NDT: recordemos que este artículo es de 2012, este año ha caído en 10 de julio 2013).

La seguridad del templo de Jagannath está en manos de 100 policías armados, 80 policías no armados, un ASP (superintendente adicional de policía), un DSP (asistente del superintendente de policía), un inspector, tres subinspectores y 26 asistentes de subinspectores. Agentes y fuerzas adicionales se movilizan durante las ocasiones festivas. Varias cámaras de circuito cerrado de vídeo de alta frecuencia se han instalado en puntos estratégicos dentro y en los alrededores del templo.







(La banana lady ya es abuela, tiene machacadas las cervicales y ya no puede llevar su cesto de plátanos en la cabeza, sigue vendiendo en una esquina de CT Road)


1 comentario:

Neogéminis dijo...

Cuando la gente se preocupa más por la profanación de un edificio que por las constantes profanaciones de sus congéneres, algo equivocado hay en la base de su escala de valores, me parece...

Un abrazo