14.6.13

Calcuta clama contra la brutal violación y asesinato de una estudiante.

Me llega una triste noticia a través de facebook, se ha convocado hoy viernes una protesta en Calcuta por la brutal violación de una chica el viernes pasado. Dice así:

La arrastraron y violaron en una obra... ¿ y las demás?...
la violaron de tal manera que también le rompieron el fémur... La mataron y tiraron al estanque... violaron a una niña de sólo 4 años... no todas mueren... muchas no lo denuncian y pasan desapercibidas... miles tienen miedo hasta de ir a la escuela... la respuesta del gobierno es ofrecer un trabajo a la familia si la chica es asesinada y ya.
¿No es la responsabilidad también un poco de tod@s? Es hora de que nuestras protestan cambien algo. Aunque estemos cansados no podemos dejar de pedir justicia.

ESTA INICIATIVA NO ES DE NINGUNA ORGANIZACIÓN NI PARTIDO. POR FAVOR QUE NADIE TRAIGA LOGOS. PARTICIPAREMOS INDIVIDUALMENTE PARA QUE SE ESCUCHEN NUESTRAS VOCES CONTRA LO QUE ESTÁ PASANDO...
Me paso al Telegraph para saber qué pasó, os traduzco:
Los hombres acusados de violar y asesinar a una estudiante universitaria en Barasat  (pueblo dormitorio semirural a las afueras de Calcuta, al Noreste más allá del aeropuerto) aparentemente habían estado esperando media hora hasta que una mujer pasó sola. Esto dice la investigación del brutal asesinato de la estudiante de segundo año, este lunes después de interrogar al principal sospechoso y a otros cinco procesados.

"Fue un crimen a sangre fría. Los culpables estaban de borrachera y esperaban para abalanzarse sobre cualquier mujer que pasara sola por allí. Su acto fue preparado", dijo un funcionario de la Dirección de Investigación Criminal (CID), que lleva la investigación.

La comisión estatal de derechos humanos pidió el lunes al inspector general de la policía del sur de Bengala una investigación concluyente en menos de tres semanas.

El lunes la policía arrestó a dos sospechosos más, ya son ocho en total.

Los residentes de la zona culpan a la inacción policial de las numerosas licorerías clandestinas (hooch) y de los ataques frecuentes a mujeres. Banibrata Basu, director general adjunto de la policía (sección ley y orden), elogió a los agentes del barrio de Barasat por su rápida acción. "En este caso, la policía ha actuado con bastante rapidez. Nadie puede quejarse de  falta de acción policíal. Ocho personas, entre ellas tres nombrados en la denuncia (FIR) han sido detenidas. Un sospechoso está desaparecido", dijo Basu. "La policía tiene órdenes del más alto nivel para dar la máxima prioridad al caso."

Pero las confesiones del acusado durante el interrogatorio en la comisaría Barasat no corroboran reclamo de estricta vigilancia de Basu. Por el contrario, confirman las denuncias de los residentes Que el Estado de derecho no existe en la zona Kharibari, donde se encuentra la aldea ancestral de la niña.

"Los violadores habían estado bebiendo desde las 11 de la mañana el viernes en una habitación donde trabajab el principal sospechosocomo vigilante. Terminaron a las 2 pm", dijo un oficial de la CID, citando al acusado. "Vigilaban la carretera a través de una ventana, esperando a que pasara una chica caminando sola en la carretera que conecta la carretera de Rajarhat-Taki con la oficina local de BDO."

La banda vio a una mujer que volvía a casa en una bicicleta que pedaleaba su marido. La dejaron ir. "Después de unos minutos, vieron tres mujeres caminando por la carretera. Pensaron que sería arriesgado abordarlas ", dijo el oficial.

"Estaba lloviznando y no había casi nadie en el camino. Esperaron durante otros 10 minutos y vieron a Shipra (nombre que le ha puesto la policía a la víctima) sola. La banda se escondió trás la cancela de la obra".

Agarraron a la chica y la arrastraron dentro al llegar a la puerta. "Se a la cabin presionando con fuerza su boca para que no pudiera gritar" dijo otro oficial de policía. "El acusado dijo que la habían asesinado para que no les identificara".


Las primeras protestas

El lunes, un grupo de activistas de los derechos humanos protestaron en cuclillas durante más de una hora en el primer piso del edificio Writers’ Building (sede del gobierno de Bengala Occidental), exigiendo entrevistarse con la primera ministra Mamata Banerjee para entregarle una lista de exigencias.

Posteriormente, la policía permitió entrar a cinco de los activistas. Al llegar al pasillo VIP frente a la habitación del primer ministro, la policía les dijo que entregaran su memorándum al secretario personal de Mamamta. Como se negaron a ello, la policía los sacó de la zona VIP. Antes de partir, el grupo entregó el memorando en el registro. "Queríamos entregarla a un representante electo. El primer ministro es también ministro de interior. Nuestra delegación respeta la ley y el orden ", dijo el activista por los derechos humanos Bolan Gangopadhyay.

La primera denuncia (PIL)

Un abogado, Anindya Sunder Das, hizo un rogatorio de interés público en un alto tribunal el lunes pidiendo que la violación y el asesinato sea investigada por un equipo especial bajo la supervisión del poder judicial.  También una compensación de 50  millones de rupias (750 mil euros) a la familia de Shipra por el gobierno bengalí.
(El ritual de la familia, la protesta vecinal y el lugar de los hechos, en el Telegraph)
 En el Hindustan Times encuentro más datos, los vecinos no paran de protestar violentamente pero son las organizaciones políticas y de redes sociales las que más salen en los medios:
La ciudad que se llenó de protestas contra la violación de Park Street (Calcuta) y la del autobus de Delhi ha tardado cinco días en salir a la calle. La víctima estudiaba segundo curso de Letras en el Rajarhat Derozio College y volvía de un examen en el campus de Lake Town al norte de la ciudad.

El miércoles, el SFI y el DYFI (ramas de estudiantes y jóvenes del CPI-M partido comunista maoísta de India) hicieron una marcha desde College Square hasta Moulali. El Patanjali Yoga Samiti, en el que se encuentran los followers del famoso Baba Ramdev, llevaron velas encendidas desde Deshbandhu Park a Shyambazar.

Pero la protesta más estridente quizá ha sido la de la familia de la víctima. Les recibió la Primera Ministra -de Bengala Occidental- Mamata y le transmitieron que aunque son pobres no querían trabajo ni dinero, sólo que se castigara a los culpables. Cuando la familia salió de casa para dirigirse al edificio oficial, fueron parados por los vecinos que decían que era la primera ministra la que tenía que acercarse al barrio. Además se enfadaron porque el coche en el que era transportada la familia no era oficial sino que llevaba una bandera del partido Trinamool (en el gobierno). Los vecinos convencieron a los padres de la chica para no ir en un coche del partido. Al final dos hermanos de la víctima se montaron en un coche de policía al que tuvieron que tapar la sirena roja, y fueron seguidos por dos camionetas repletas de vecinos.

Hasta el miércoles sólo había habido pequeñas protestas de AIDSO y APDR lo que aprovechó un miembro del parlamento para criticar a los intelectuales (lo que llaman la ‘intelligentsia’ de Calcuta creo que se refiere a los comunistas que estuvieron 32 años en el poder)por no preocuparse por el mundo rural “Sólo protestan si hay violaciones en la ciudad. Son urbano-céntricos”. El secretario en jefe Sanjoy Mitra ha dicho que el abogado del estado se presentará como acusación particular para pedir la pena de muerte.

Para apaciguar las protestas de los vecinos (que no paran pero tienen poco eco porque los pobres tienen poco hueco en los medios convencionales y tampoco usan internet para comunicarse) el ministro de justicia Chandrima Bhattacharya se reunió con la familia. Otro parlamentario visitó el pueblo. El sábado le hicieron un escrache al ministro de alimentación Jyotipriya Mullick (aquí se llaman gherao y rodean al afectado cientos de personas impidiendo que se vaya) y apedrearon el coche de otro parlamentario Haji Nurul Islam. También se quemó un establecimiento de licor ilegal (el alcohol tiene muchos impuestos y los pobres beben peligrosos alcoholes destilados clandestinamente). El martes activistas del extremista (de derechas) Hindu Samhati se enfrentaron a la policía.