30.4.13

Entrevista la trabajadora social más reconocida de Nepal.

Os traduzco íntegra la entrevista que hace el periodista norteamericano, Mikel Dunham, a una de las mujeres más admirables de Nepal, Anuradha Koirala , que lleva años luchando contra la rampante explotación sexual de niñas nepalís.

No es exagerado decir que Anuradha Koirala es la mujer más famosa de Nepal ya que ella y su organización, Maiti Nepal, se han ganado el respeto de todo el mundo. Entre docenas de premios, es la galardonada del Héroe del Año 2010 de CNN, el Premio UNIFEM alemán, la Medalla de Plata Reina Sofía en marzo 2007, el Abadía de la Paz (Peace Abbey) y el premio Courage of Conscience (valentía consciente).Nacida en 1949 hija del coronel Pratap Singh Gurung y Laxmi Gurung, Anuradha Koirala se crió en una familia que consideraba el servicio a la humanidad como la mejor forma de trabajo. En 1993, Anuradha fundó Maiti Nepal con el objetivo de proporcionar servicios a los niños y mujeres que habían sido víctimas de trata con fines de explotación sexual comercial. Hoy en día, Maiti Nepal tiene tres casas de prevención, nueve hogares de tránsito, dos centros de cuidados paliativos y una escuela secundaria - todas dedicadas a las víctimas de la trata. Además, Maiti Nepal lleva a cabo campañas de información, reuniones de sensibilización de distintas comunidades, operaciones de rescate y detención de traficantes, entre otras actividades regulares.

Dunham: ¿Hubo un momento o acontecimiento en tu vida que te hizo dedicarte a la lucha contra la trata, o tu interés fue creciendo en un período de tiempo más largo?

Koirala: Fue gradual. Por supuesto, el tráfico existe desde hace muchos, muchos años. Pero antes de la democracia, a causa de la situación política, nadie en Nepal hablaba sobre la trata de niñas. Nadie quería plantear esta cuestión. Pero cuando la democracia fue restablecida en Nepal en 1990, la gente empezó a hablar de esta cuestión. Yo no estaba involucrada para nada en lo que estoy haciendo ahora. Yo era maestra. Después de 1990, muchas organizaciones no gubernamentales comenzaron a surgir en Nepal. Antes de eso las únicas organizaciones existentes dependían de los partidos políticos. Además llegaron algunas organizaciones internacionales no gubernamentales y organismos de las Naciones Unidas. Y ellos sí que estaban hablando sobre estos temas.
Yo solía oír hablar de eso, pero no estaba satisfecha con lo que estaba escuchando.

Dunham: ¿Por qué no?

Koirala (seria): Porque, en realidad, el problema de la trata no estaba en las ciudades. El problema comenzaba en el ámbito rural. En esos días el tráfico de niñas se limitaba a de ciertos pueblos y grupos étnicos. Ahora está en todas partes, está en todo el país e involucra a todos los grupos, castas y credos. Tenía muchas ganas de hacer algo por las personas desprotegidas, que sufrían de tráfico. Ese fue lo primero.

Dunham: ¿Qué distritos estaban involucrados en el tráfico cuando usted se involucró por primera vez?

Koirala: Sindhupalchok, Nuwakot, Dhading, Makawanpur, Nawalparasi, Udayapur. De estos seis distritos eran la mayoría de las niñas víctimas de la trata. Pero ahora existe el tráfico sexual en los 75 distritos. Y en diferentes formas.

Antes era sólo en una forma y un solo destino: India.

Esta era la situación que me afectó profundamente y entonces decidí que tenía que trabajar para ayudar a estas chicas.

La segunda razón que me hizo implicarme en esto es que  yo solía ir a Pashupati y veía mujeres mendigando con tres o cuatro hijos. Siempre he sido una persona curiosa. Y les preguntaba: "¿Por qué pides?" Todas las mujeres me daban la misma respuesta: Eran víctimas de violencia doméstica. Sus maridos las habían abandonado y casado con otra mujer. O los maridos murieron y los suegros les echaron de la familia.

Sí, todas las nuevas ONG, que habían proliferado en Nepal, estaban hablando de la violencia doméstica. Pero el problema era bastante evidente para mí, delante de mis narices, estaba recogiendo información de mujeres que estaban en la calle. Y les preguntaba: "¿Por qué no trabajas en vez de mendigar?" Y todas respondían: "¿Quién nos va a dar trabajo?"

Y era muy cierto. Incluso si yo voy a solicitar un puesto de trabajo, el empleador me pedirá referencias. Sin una referencia, nadie va a contratarte. Es muy difícil pedirle a alguien la contratación de una persona desconocida de la calle y traerla a su casa a hacer tareas del hogar. ¿Qué pasa si la mujer roba en su casa y desaparece? Eso es lo que suelen pensar.

Dunham: Además estas mujeres no tenían estudios.

Koirala: No pero sí muchas habilidades en la cocina, lavado y todo eso - el trabajo doméstico.

Por ser maestra, tenía un salario muy justo, alrededor de 7.000 rupias (70 euros), y tenía un hijo que cuidar.

Pero tenía muchas ganas de dar una oportunidad a estas mujeres sin hogar. Así que les dije: "Si te doy un trabajo, ¿vendrás a trabajar y dejarás de mendigar?" Ellas dijeron: "Sí".
Durante ese período cuando hablaba con mujeres sin hogar, comencé preguntando acerca de la trata y ellas eran conscientes de ello. Pensaban que era un gran delito.

Así que decidí apoyarlas, concretamente a ocho mujeres de la calle, con pequeños kioskos, conocidos como Nanglo pasal. El nanglo es una plataforma de bambú y pasal significa tienda. El Nanglo se instala sobre 4 postes, en la calle, y desde allí se venden sus mercancías. Vendían cigarrillos, chuches, cerillas, ese tipo de cosas. Pero me aseguré que cada mujer me devolviera cada día, dos rupias. Quería que aprendieran a valorarlo. Les expliqué, "Si me devolvéis 2 rupias, podré ayudar a otra mujer más." Así es como empecé.

Era como ser un maestro: enseñarles a ser autosuficientes.

Estas fueron las dos acontecimientos que enfocaron mi trabajo en temas de mujeres. Después, en 1993 fundé Maiti Nepal.

Dunham: ¿Por qué?

Koirala: Estas mujeres me habían dicho: "Bueno, usted nos ha hablado mucho acerca de la trata y la explotación sexual. Tenemos hijas, pero durante todo el día estamos ocupadas con el Nanglo pasal. Mientras tanto, ellas están jugando, aquí y allá. Tal vez podrían ser explotadas mientras estamos ocupadas con nuestro trabajo. ¿No puedes hacerte cargo y llevarlas a la escuela?"

Yo no tenía los medios para hacerlo, pero sus palabras me conmovieron. Así que decidí empezar Maiti Nepal, porque estas chicas claramente eran candidatas a ser explotadas sexualmente. Empecé con 10 niñas.

Dunham: ¿De qué edad?

Koirala: De 10 a 13 años. Esa es la edad más vulnerable a la explotación. En realidad, las edades de 6 a 16 son vulnerables. Sin embargo, las chicas de 16 años son las más numerosas. Así que empecé un hogar para ellas.
Luego, en 1994, con la cooperación de la policía, abogados, médicos, enfermeras, estudiantes, me dije a mí mismo: "Voy a dedicar todo mi tiempo a concienciar sobre el tráfico y la explotación sexual por todas las aldeas".
Por ejemplo, el distrito Sindhupalchok tiene 69 VDC (comités de desarrollo rural), de los cuales 23 son vulnerables a la trata. Así que nos fuimos a estas 23 zonas a hacer campañas de sensibilización.

Dunham: ¿Cómo eran estas campañas?

Koirala: No es simplemente hablar, hablar, hablar. Pusimos carteles, distribuíamos folletos y cantábamos canciones populares como medio de reunir al pueblo y uego difundir el mensaje. La policía nos acompañaba y explicaba a lo/as aldeano/as que hay leyes contra estos delitos. A continuación, los abogados explicaban cuál es la pena por trata de personas. Entonces las enfermeras hablaban sobre el VIH-SIDA. Y poco a poco, Maiti Nepal se hizo conocido por estos programas. Tras llevar la campaña a siete distritos, nos hicimos muy conocidos en Nepal.

Después de esto, cada vez que se identificaba una chica que estaba siendo explotada sexualmente - incluso cuando los indios rescataban niñas nepalíes en burdeles indios - nos la enviaban a Maiti Nepal. Así es como hemos desarrollado una red importante.

Dunham: En un principio, en la interacción con la policía ¿hubo problemas para usted y su trabajo?

Koirala: No, ellos estaban muy dispuestos a trabajar con nosotros. Hubo un comisario de policía, ahora retirado, que tomó la iniciativa de trabajar con nosotros. Incluso los dos inspectores generales de la Policía fueron muy serviciales y activos en nuestra campaña. Francamente, los dos grupos en Nepal que han sido de gran ayuda para Maiti Nepal han sido las fuerzas de policía y el poder judicial.Yo no sé acerca de otras áreas de su trabajo, pero en este caso, han sido muy receptivos.

Para darle un ejemplo, durante los últimos ocho o nueve años, tanto la policía como el poder judicial han visitado anualmente Maiti Nepal para dar conferencias y han escuchado una clase de una sobreviviente que fue explotada y tras contarle su historia personal, y realmente quedaron muy conmovidos. A veces incluso piden más historias de otras supervivientes. Lo que creo es que al escuchar estas historias, no pueden dejar de pensar en sus propias hijas y lo horrible que sería si les sucediera.

Antes, el sistema judicial tardaba uno o dos años para sentenciar un caso de explotación sexual. Ahora, el plazo es de quince días a tres semana. Es así de rápido, debido a la sensibilización del poder judicial por este tema.

Dunham: ¿Cuándo empezó Maiti Nepal a rescatar niñas en burdeles de la India?

Koirala: La primera vez que trajimos niñas nepalís prostituidas en India, había 236 involucradas. Fue una operación en masa en la India. Cuando fueron devueltas a Nepal, Maiti Nepal acogió a la mayoría de las niñas y otras organizaciones no gubernamentales las víctimas restantes.

Dunham: ¿En qué año fue eso?

Koirala: 1996 ó 1997. Pero después de ese suceso, empezamos a trabajar por nuestra cuenta. Conocíamos otras ONGs en la India, pero aún así tuvimos nosotros que ir allá. Eso fue difícil. Sólo conocía un indio que me pudiera ayudar. Tenía bastante poderya que era el alcalde de Mumbai. Fue uno de los personajes más famosos del estado de Maharashtra.

Más tarde, me decidí a empezar nuestra propia organización allí y creamos Maiti Mumbai. El problema fue registrar la organización la India siendo nepalí. Pero a través de nuestro coordinador en India, con la ayuda de otras siete personas, se registró la organización bajo el nombre de Rescue Foundation (Fundación Rescate).

Dunham: Explícame. ¿Cuántas niñas nepalís son objeto de trata ?

Koirala: Incluso después de nuestra campaña de sensibilización, los padres todavía eran reacios a informar que sus chicas habían desaparecido. Todo el mundo decía que entre 150.000 y 250.000 niñas en la India habían sido traficadas desde Nepal. Pero, cuando se consultaron los registros de las comisarías de Nepal, había sólo 1.100 o 1.200 informes de niñas víctimas de la trata.

Dunham: ¿Por qué esta discrepancia?

Koirala: En esos días, la actitud de la policía era si alguien denunciaba que su hija había desaparecido: "Oh, se habrá fugado." Ha sido un gran problema de género. Si una chica era secuestrada, se asumía que se había fugado.

Estos días los informes sobre niñas desaparecidas va mucho mejor. En nuestro programa de sensibilización, que está en curso y hacemos ocho veces al año - ahora tenemos oficinas en 29 distritos - realmente se subraya que hay que reaccionar ante la desaparición de niñas. Y ahora, los padres denuncian la desaparición de las niñas más a menudo y mucho antes.

Y aquí hay algo más que puede sorprender: no todos los clientes son malos.

Dunham: Define "cliente".

KOIRALA: El cliente es el hombre que trata de utilizar sexualmente a la chica después de que ha sido vendida a un burdel. Algunos clientes son muy buenos. Si la niña llora, toman la dirección completa de la casa de la niña en Nepal y, a continuación, escriben a los padres y les aconseja ir a Maiti Nepal con la información de dónde está la chica - en qué burdel, en qué habitación y sabiendo que quiere volver a Nepal. Así que los padres vienen a nosotros con la información y una fotografía de su hija, escaneamos la foto y la envíamos a nuestros agentes de investigación en diversos lugares de la India. El personal de rescate prosigue con el caso, van a la dirección dada, y si encuentran a la chica, la rescatan.

Dunham: Pero tienen que ser muy cuidadosos cuando entran en los burdeles, ¿verdad?

Koirala: Sí, se hacen pasar por clientes, van a los burdeles con cámaras ocultas, para identificar a la chica con seguridad. Y convencen a la chica que no están allí para explotarla. Le dicen: "He oído que quieres ir a casa. Yo estoy aquí para rescatarte". Y si la chica accede, la policía actúa.

La policía india ahora colabora muy bien. Toma medidas inmediatas cuando oyen que es una operación de Maiti Nepal. Es en este punto que ellos (los indios) se hacen cargo. Nosotros no podemos hacer esas operaciones porque somos nepalís. Los indios van al burdel, rescatan a las chicas y se las envía de vuelta a Nepal.

Dunham: ¿Cuánto tiempo tarda desde que un hombre de su equipo entra en el burdel hasta que se rescata a la chica?

Koirala: En una o dos horas todo está terminado.

Dunham: La rapidez es crucial. Sé por mi propio trabajo que las chicas se ponen muy contentas cuando un "cliente" encubierto entra en juego. A veces, los dueños de los burdeles sospechan de la conducta de la niña y la retiran inmediatamente del burdel para esconderla en algún otro lugar, antes de que llegue la policía.

Koirala: Sí, las niñas a menudo se mueven de burdel en burdel. De hecho, eso mismo nos pasó hace poco. Había una chica de quince años que fue traficada a la India y de alguna manera consiguió llamar al móvil de su hermana. La hermana y algunos amigos vinieron a Maiti Nepal, llorando con la información. La muchacha le dijo a su hermana que la habían llevado a Leh, Ladakh. Pero los investigadores del equipo, descubrieron que ya había sido trasladada a un burdel en Meerut, Uttar Pradesh.

Y ayer mismo, volvió a llamar. Y su hermana y amigos estan a punto de llegar aquí. La información que tenemos es que han trasladado a la chica a Delhi. Debe haber estado usando el teléfono móvil de su cliente. La hermana lo apuntó y se lo dimos al oficial de la policía y en este momento se está rastreando el número. Así que espero que podamos avanzar en el caso.

Dunham: Demografía. Solía ser habitual que las niñas nepalesas fueran traficadas a Bombay o Calcuta o Delhi, pero eso ha cambiado, ¿verdad? Ahora hay muchos burdeles en India más cerca de la frontera India-Nepal.

Koirala: Sí, los destinos, así como el origen de las chicas, ha cambiado. Como te dije, al principio había siete distritos en los que se traficaba con niñas nepalíes. Ahora existe en todos los 75 distritos de Nepal.
Todo el mundo tiene la cabeza en Mumbai, Bombay, Mumbai. Pero eso ya no es así. De hecho, Mumbai está absolutamente vacío de niñas nepalíes, y tampoco hay niñas indias. Es muy diferente ahora. Los burdeles se han desplazado a Nagpur, Pune y otros lugares dentro de la misma provincia.

Como has dicho antes, el destino de las niñas víctimas de la trata en Nepal se está acercando a la frontera indo-nepalí. Si cruzas la frontera por Bhairahawa, en Nepal, ahora hay prostíbulos en Maharajgung, Uttar Pradesh (Justo al otro lado de la frontera de Nepal). Si cruzas por Biratnagar Rani, ahora hay prostíbulos en Farbeshgung, Bihar (India). En el este de Nepal, si cruzas por Kakarvitta, distrito de Jhapa (Nepal), ahora hay prostíbulos en Khalpada, Siliguri, India. Si cruzas por Birgunj, hay prostíbulos en Motihari (India). Así que los burdeles de la India están cada vez más cerca, más cerca, más cerca de la frontera con Nepal.

Pero aún así, la frontera oriental de Nepal es la más utilizada.

Dunham: ¿Por qué?
Koirala: Por algún motivo es más fácil para los traficantes pasar las chicas por allí. Los destinos en India han cambiado Nagpur, Pune, Meerut y -esto realmente me sorprendió - Chandigarh y Ludhyana, ambas ciudades del Punjab, antes solían ser muy limpias. Incluso ahora el destino es Agra. De hecho, acabamos de recibir cinco niñas que han sido rescatados en Agra. Estos son los nuevos lugares. Pero ahora, tenemos problemas de tráfico con China, también.

Dunham: China?
Koirala: Sí. Y el estilo, el método, y la forma de tráfico cambia. Los lugares, en vez de ser llamado burdeles, ahora se llaman "restaurantes de baile", "restaurantes de cabina", "casas de huéspedes" ...

Y usted sabe muy bien el asunto, lo llamen como lo lamen,  son burdeles.

¿Cuál es la definición de tráfico de personas? Si te obligan a ejercer la prostitución, eso es tráfico.
Y los 10 años de guerra civil en Nepal agravaron el problema. Muchas personas huyeron de sus aldeas y llegaron a las ciudades en busca de seguridad. Y los hijos de estas personas desplazadas fueron atraídos a estos restaurantes de baile, restaurantes cabina o casas de huéspedes y la prostitución floreció durante esos diez años - Katmandú, Pokhara, Biratnagar, Birgunj, Bhairahawa. Las muchachas trabajaban en estos lugares pero también eran explotadas sexualmente.
Y los restaurantes con baile, etc., se convirtieron en fuente para los traficantes que llevaban las niñas a China. En China, hay restaurantes de baile similares, restaurantes de cabina y barrios rojos.

Dunham: ¿Qué pasa con la policía fronteriza de Nepal en la frontera con China?

KORIALA: Tenemos la policía de fronteras, aduanas, y una oficina de inmigración en el lugar. Pero los ciudadanos nepalís que cruzan a China pueden hacerlo con un pase de un día. Y esto es un problema para frenar el tráfico. Muchas personas cruzan la frontera para hacer compras y regresan a Nepal en el mismo día. El problema es que las autoridades que emiten los pases, no comprueban si esos nepalís regresan o no el mismo día. No tienen que devolver el pase, una vez que regresen. Ilegalmente, el niño víctima de la trata se queda en China meses y meses sin que nadie lo sepa.

En cierto modo, la frontera con China está tan abierta para los traficantes como la frontera con India.

Dunham: Volvamos a la frontera con la India por un momento. Sé Que Maiti Nepal ha establecido puestos de control a lo largo de la frontera para vigilar a los traficantes.

Koirala: Hay 26 puntos oficiales para cruzar a Nepal desde India. En ellos, Maiti Nepal tiene 10 puestos de control. Trabajamos en estrecha colaboración con la policía en estos puestos. Las chicas que trabajan en los puestos de control son niñas supervivientes de la trata. Les ponemos allí porque ellas saben mejor que nadie como funciona la trata.

Por supuesto, a veces hay problemas porque somos independientes del Estado. Por ejemplo, si una de nuestras niñas identifica un traficante potencial y lo notifica a la policía, pidiéndoles que interroguen al sospechoso, nuestro equipo interroga a la chica. Estamos seguros que se trata de un caso de trata de personas, pero a veces la policía dice: "No, no, no, no. Este no es un traficante ".

No se puede pensar que todos los policías son iguales. De mil policías, uno puede ser malo. Cuando nos encontramos un policía corrupto, se notifica a las autoridades superiores y se le transfiere inmediatamente lejos de la frontera. Por eso defiendo la policía: La mayoría de ellos son muy sensibles a la cuestión.

Dunham: ¿El policía se transfiere? ¿No es despedido?

Koirala: No. Pero pueden ser enviados a un lugar muy lejano.

Y ahora, tenemos presencia a lo largo de la frontera con China también.

Por desgracia, hay muchos pasos fronterizos no oficiales y no podemos cubrirlos todos. La frontera de Nepal es muy porosa. Especialmente a lo largo de la frontera con la India tenemos muchas limitaciones para hacer un  seguimiento en condiciones, no por falta de recursos humanos, sino por falta de financiación.

Eso sí, tenemos un programa en los pueblos pequeños que se llama "Red de Seguridad".

Dunham: ¿ Los programas de protección social se ofrecen en la región del Terai, en la franja fronteriza ?

Koirala: Sí, y difundimos en conciencia que si los aldeanos ven a una chica pasar con un hombre, deben intervenir, ya que podría ser un caso de tráfico de seres humanos.

Dunham: La primera vez la entrevisté en 2006. Desde entonces, ¿qué ha cambiado en el mundo del rapto, venta o engaño de chicas para explotarlas sexualmente?

Koirala: Las apariencias y los señuelos de los traficantes han cambiado. Ahora ofrecen trabajos en el extranjero, en Oriente Medio y otros lugares, que pueden ser grandes trampas para chicas ingenuas. Piensan que pueden ir a países extranjeros para trabajar como empleadas domésticas, bailarinas, camareras... Pero eso no es lo que pasa en realidad.

¡ Qué desesperación ! ¿ Te puedes creer que ahora hay niñas que acaban siendo explotadas en Kirguistán ? En este momento tenemos una chica que estuvo en Kirguistán. Fue golpeada y quemada en la parte interior de los muslos, llegó a Maiti Nepal muy grave. Pero está mejor ahora y el criminal que la explotó ha sido capturado. La semana pasada, hemos interceptado cuatro chicas que iban camino a Kirguizistán, engañadas por la misma persona. ¡ Así que hemos presentado una demanda contra él hoy mismo!

¡ Y Tanzania ! Hay chicas que están siendo enviadas a Tanzania como bailarinas. Y si nos fijamos en las chicas, parecen educadas y de familia acomodada. Tienen ipads, iphones, llevan zapatos de tacón, el pelo teñido, extensiones de cabello muy caras... Los traficantes pagan todas estas cosas aquí antes de enviarlas a Tanzania o Goa (India). Los traficantes gastan unas 120.000 rupias en cada niña (1100 euros).  Con esa excusa, cuando las niñas llegan a Tanzania o Goa o donde sea, les retienen su salario y no ganan nada.

Dunham: ¿ Qué pasa con los falsos anuncios de puestos de trabajo para chicas en Internet ?

Koirala: Y no sólo el Internet, ¡ también en los periódicos! Hay anuncios que dicen: " ENTREVISTAS SIN CITA ¡ Consigue un trabajo al momento ! " donde los traficantes anuncian salarios de hasta 25.000 rupias al mes (225 euros aprox) . Pero cuando las niñas van a la "oficina de contratación," son secuestradas por traficantes y enviados quien sabe donde.

He luchado mucho tiempo contra esto. Toda persona tiene derecho a la movilidad. Toda persona tiene derecho al trabajo. Pero cuando se coge a una chica del mundo rural y se la lleva directa a la gran ciudad y, a continuación, al Medio Oriente o Kirguizistán, Irán, Israel... ¿ Crees que estas chicas van a estar en buenas circunstancias, aunque no sean víctimas de tráfico sexual?

Antes señalaste que estas chicas no tienen habilidades. Imagínese lo que les sucede en países extranjeros donde son contratadas como criadas. Nunca han una plancha eléctrica, nunca han visto una aspiradora o una lavadora y no hablan el idioma local. No están entrenadas para nada de esto.

Lo que pienso es que tanto es país de acogida como el de origen deben firmar un acuerdo para asegurarse que las chicas hayan aprendido todas estas habilidades antes de ser enviadas a un país extranjero. No estamos diciendo que se deje de enviar a las niñas al extranjero. Hay pocas oportunidades para ellas aquí. Pero hemos sido bloqueados por las autoridades que dicen, "Oh, esta emigración es segura."

Koirala (Muy enfadada y apuntando con el dedo): ¿ Qué es una emigración segura? Te cuento, Mikel, en cada vuelo desde el extranjero - que suelen llegar aquí por la noche - llegan una o varias chicas destrozadas. Bajan del avión sólo con una bolsa de plástico. En sus pasaportes, vemos que han trabajado en el extranjero durante dos años y sin embargo no tienen nada que mostrar. Se han vuelto locas. Regresan golpeadas, con contusiones por todo el cuerpo. Algunas de las chicas ni siquiera saben de dónde venían.

Puede pasar meses para localizar de dónde vienen. Hasta medio año en recobrar cierta estabilidad mental. Mientras tanto, ¿ quién nos va a dar dinero para cuidar de estas chicas ? Lo estamos haciendo nosotros personalmente.

Un ejemplo. Hubo una conferencia de prensa recientemente de ocho chicas que acababan de volver de Oriente Medio con las manos vacías. Los periodistas les preguntaron: "Hay chicas que vuelven con dinero, ¿ por qué no vosotras ?" Y las chicas respondieron:  "Quizás algunas tienen suerte, pero nosotras no pudimos tolerar lo que nos querían hacer. Pensábamos que íbamos a trabajar, por eso fuimos, pero resultó ser otra cosa".

Estas niñas eran explotados sexualmente por el empresario, por el hijo del empresario, por los amigos del hijo, por los amigos del empresario - se vieron obligadas a tener 20-25 relaciones sexuales al día... el mismo número de clientes por día que las niñas que son explotadas en burdeles de la India.

Dunham: ¿ Cuántas niñas ha rescatado Maiti Nepal ?

Koirala: 22.000 niñas hasta el momento - desde 1994. Cada día, interceptamos cuatro o cinco niñas en los pasos fronterizos. A veces, logramos capturar a los traficantes. Hemos logrado condenar a 686. Les caen penas de cárcel 12 a 35 años.

Dunham: De los condenados, ¿ cuántas mujeres son traficantes ?

Koirala: Alrededor del 30% de los traficantes son mujeres.

1 comentario:

Neogéminis dijo...

Extraordinaria mujer. Extraordinario su trabajo. Gracias por difundirlo.
un fuerte abrazo.