16.2.10

King Khan y las flores del mal

Basta que un radical hinduista te perdone la vida para que vayan a por ti. Aquí eso de mantener tu palabra no existe. Los mismos dioses se desdicen si es necesario para sacar provecho, eso ante todo. A la cara si' si', pero luego es que no.

Pues eso que Thackeray, dijo que dejarían en paz el estreno de la peli pero a pesar de 3000 policías y soldados prevenidos por el Center (el gobierno de Delhi), algunos "mumbay manoos" rompieron cines, pantallas y amenazaron a cinéfilos, cineastas y exhibidores.

Solo 39 de 65 salas previstas programaron la peli (My nameis Khan) y los bombásticos llenaron los cines en una especie de reivindicación de lo laico, lo western, lo civilizado y lo indio como conjunto de país.

Y con este revuelto, en la city de al lado, los fundas islámicos se cargan a 9 personitas en la German Bakery. Cada vez que Indipopins intentan retomar conversaciones de paz con Pakesteis pasa, como en los atentados de Bombay. El abuelo pitufo ha dicho que las conversaciones seguirán, a ver si ven de una vez que las bombas no sirven.

Y los servicios secretos, en su línea, o sea en la parra. Que el trabajo sucio lo hacen recepcionistas de hotel y curris de cibercafés, que te tienen que fichar por miedo a la mordida policial.



Si alguien quiere ver las protestas en los noticieros de la tele, que suelen ser muy alarmistas:

Y en este, un noticiero que sospecha que Big B (Amitav Bacchan )está con los malos y no con los coleguis, todo Bollywood apoya a Sha Rukh. Están en hindi pero se entiende el feeling.

1 comentario:

Estel Anguera dijo...

Merci.

Voldria anar-hi a l'estiu (d'aquí). PEnso d'anar-hi quasi un mes. No he vist res, no sé per on començar. Ni vols, ni llocs per estar, ni res de res... Sento ser tant poc concreta, però no m'he preocupat de mirar res i no sé per on començar.

MErci