2.1.13

Bollywood, las mejores películas de 2012.


2012 empezó con un remake de Agneepath (camino de fuego) hipermelodramático brutal y tumultuoso y acabó con el estreno de Jab Tak Hai Jaan (mientras viva) un romance desde el corazón y sin malicia. Un año variado e impredecible, aunque mucho guiones se notan escritos para hacer taquilla o agradar a la crítica, olvidando que el cine es un arte. Nuevos directores han conseguido sacar adelante buenas pelis y otros se han confirmado Gauri Shinde(English Vinglish), Rajan Khosa (Gattu), Bela Bhansali Sehgal (Shirin Farhad Ki Toh Nikal Padi), Umesh Shukla (Oh My God) and Bedabrata Pain (Chittagong). Y las pelis mejores no son las más publicitadas.

(Sridevi)
English Vinglish: ha supuesto la vuelta, después de 14 años, de la actriz Sridevi (una de las mejores actuaciones del año junto a la de Priyanka Chopra en Barfi).  Shashi intenta hacerse entender en Nueva York, donde ha ido a preparar la boda de su sobrina, con su inglés macarrónico. Una historia sencilla, cotidiana pero bien contada. Un gran debut como director de Gauri Shinde (a la altura de Manoj Kumar conn Upkar, Gulzar con Khushboo, Sanjay Leela Bhansali con Khamoshi: The Musical, Aparna Sen con 36 Chowringhee Lane o Kalpana Lajmicon Ek Pal).



(Deepika y Ranbir en Barfi!)
Barfi! (nieve o helado) Un trabajo bien hecho que detalla las sombras de una vida difícil.Ranbir Kapoor intenta lucirse demasiado interpretando a un sordomudo con buen corazón. Un poco lioso con tanto flashback. Pero la gran actuación de Priyanka Chopra como la autista Jhilmil salva la peli, creando un personaje que se recordará. Después de su sobreactuación en  Agneepath, Priyanka demuestra que es la mejor entre las jóvenes.




Kahaani (cuento, historia): otra gran interpretación a cargo de Vidya Balan como una india que reside en el extranjero y vuelve al caos de Calcuta embarazada a buscar al padre de su hijo (se la ve mucho más segura que en su anterior film, Dirty Picture).  La peli es intrigante y no cae en el drama o sentimentalidad excesiva. El director Sujoy conoce los recovecos de Kolkata y retrata cándidamente su ansiedad sudorosa (eso sí, se hace raro que se hable en hindi y no en bengalí). Si no la retiran aquí podéis ver la peli entera, pero sin subtítulos (sorry):

Vicky Donor: Nunca un esperma fue más fértil. El director Shoojit Sircar se marcó una divertida peli sobre un parado de Delhi que recurre a las donaciones para ganar dinero (tema tabú en India que pasó a ser discutido entre la clase media y que me llevó a escribir este post ). Inesperadamente fresca y popular.

Paan Singh Tomar: Si Richard Attenborough le puso cara a Mahatma Gandhi, Irrfan se la ha puesto al héroe desconocido, un tal Tomar que deja el deporte para convertirse en bandido, hace una interpretación histórica.

Ishaqzaade: Una versión dura y violenta del Romeo y Julieta de Shakespeare. Filmada en las llanuras de Uttar Pradesh, el film nos presenta una relación sensible entre un hindú y una musulmana (de familias enfrentadas por la política)  con diálogos jugosos, incidentes provocativos y bailes picantes. Arjun Kapoor hace de Romeo un poco pasado de vueltas pero Parineeti Chopra hace una Julieta convincente y controlada. La peli funciona por su guión intrépido, pistolas caseras, callejuelas auténticas donde los protagonistas por estar juntos no temen a la muerte.



Jab Tak Hai Jaan: Sí, chirría a veces. 2 accidentes de coche en la vida del prota,inconsistencias de guión, personajes secundarios que empantanan la historia... Pero la historia de amor entre Katrina Kaif y Shah Rukh Khan funciona, la pasión por encima de la tragedia. Un beso en la boca todavía provoca la ira de mucha gente, queda mucho camino por recorrer y normalizar el amor en la sociedad india. O ¿es que esto es obsceno?

Talaash (búsqueda): cine negro en el que se mezcla la sórdida vida familiar del poli protagonista (Amir Khan) con una actriz muerta en el districto rojo de Bombay y, como no, una prostituta (Karrena Kapoor). Muchos giros y personajes fuertes que a veces hasta nos hacen olvidar la intriga. Una peli sobre pérdidas y recuerdos, la comunicación, la huida de uno mismo, el chantaje y la clarividencia.

Oh My God (OMG): Una peli que se atreve a meterse con el dogma religioso y que no molesta en un país tan tiquismiquis con estos temas. El prota, un hindú ateo (¿?) decide pleitear con Dios. Un terremoto destruye su negocio (de estampitas de dioses) y la compañía de seguros no le  paga nada por deberse a "un acto de dios" (digamos que catástrofe natural dicen por aquí). Y como numerosas iglesias dicen ser los representantes de dios en la tierra el juez admite el caso y el prota lo gana con lo que múltiples ciudadanos empiezan a denunciar a dios ya adorar al prota como un dios y montar una nueva seccta religiosa que da un montón de pasta.

Shirin Farhad Ki Toh Nikal Padi (la suerte de Shirin y Farhad) nos cuenta la historia de amor entre dos personas maduras de la comunidad parsi y la dificultad de convencer a la familia que debe dejar paso al amor tras muchos años de buscar matrimonio arreglado por anuncios y otros contactos